«Una terra solitària» de Bel Olid

No me puedo creer, que justo ahora, que he vuelto del pueblo con el encargo de mi madre de poner en venta en internet la casa de mi tía Julia (y que llevo todo el día pensando en escribir un post sobre ello y sobre las miles de fantasías que se me disparan en la cabeza), justo lea este párrafo en el libro de Bel Olid, que compré en realidad hace unas 3 semanas, no tanto para leerlo yo, sino porque había visto a mi guapa ojearlo en una librería y quería regalárselo.

«La tieta Encarna m’ha dit que han posat en venda la barraca on vivien quan era petita, tinc curiositat per anar-la a veure. Es veu que gairebé la regalen, podríem comprar-la i, més endavant, potser arreglar-la i posar-hi un negoci de turisme rural, o anar-hi alguna temporada… Es veu que el paisatge és espectacular. Potser t’aniria bé per pintar».

(traducción al castellano con google translate: «La tía Encarna me ha dicho que han puesto en venta la barraca donde vivían cuando era pequeña, tengo curiosidad por ir a verla. Se ve que casi la regalan, podríamos comprarla y, más adelante, quizá arreglarla y poner un negocio de turismo rural, o ir alguna temporada … Se ve que el paisaje es espectacular. Quizás te iría bien para pintar»)

Y otra vez, inevitablemente, recuerdo a Michael Ende, en sus «44 preguntas al amable lector»:

¿Piensa que es casualidad si, angustiado por problemas vitales, tiene usted de pronto entre las manos, justo en el momento adecuado, el libro adecuado, lo abre justo por la página adecuada, y encuentra exactamente la respuesta adecuada?

4 comentarios

Añade el tuyo →

la cmpramos? hacemos una cooperativa la compramos y montamos algo… Hablo en serio, todo lo serio que yo soy, ya sabes…. Por cierto es el lunes 🙂 Besos

Deja un comentario